VALERIANA

8,50

La valeriana es una planta perteneciente a la familia de las Valerianaceae, originaria del norte de Europa y Asia, se cultiva en diversos países europeos. El extracto de valeriana se obtiene de la raíz, que es la parte de la planta donde se encuentra la mayor concentración de activos. Es una especie herbácea, perenne, con hojas agrupadas en roseta en la base y opuestas en el tallo. Conocida con el nombre vulgar de hierbas de los datos, cuando la raíz está fresca no tiene olor, pero cuando se deseca desarrolla un olor fuerte y característico, desagradable, debido a la hidrólisis de algunos de los componentes de su aceite esencial que liberan ácido isovalérico, de ahí la denominación popular.
La valeriana se conoce y tuliza desde la antigüedad, tradicionalmente se ha empleado en casos de ansiedad, excitabilidad, insombio y como antiespasmódico, pero igualmente se ha utilizado para combatir el dolor de cabeza, en cólicos intestinales, dolores reumáticos y la medicina tradicional china incluye además su utilidad en resfriados, contusiones y problemas de la menstruación.
La composición química de la raíz de valeriana incluye principalmente sesquiterpenos e iridoides, todos ellos compuestos de naturaleza terpénica, siendo el ácido valerénico y derivados los principios acticos más destacables en la acción terapéutica.
Respecto al mecanismo de acción, gracias a los ácidos valerénicos se aumenta de forma natural la producción de GABA (ácido gamma-aminobutírico), un aminoácido no proteico que fabrica de forma natural nuestro cerebro y que constituye el principal neurotransmisor inhibidor del sistema nervioso central. Al relajarse nuestro sistema nervioso, nos aqyuda a regular tanto el trastorno del sueño como la ansiedad y el estrés. Además, esa relajación puede producir un alivio del dolor, lo que también la hace recomendable en casos de dolor menstrual, dolor de cabeza y dolor muscular y articular.
De los ensayos in vitro publicados sobre el mecanismo de acción de la valeriana se puede determinar que la actividad ansiolítica, sedante e hipnótica de la valeriana y de sus principios activos de la valeriana actúan sobre el receptor GABA-A potenciando la actividad GABAérgica, a nivel presináptico en el sistema neuronal GABAérgico inhibe la recaptación y el metabolismo del GABA.
La European Scientific Cooperative on Phytotherapy (ESCOP) en la monografía sobre la raíz de valeriana (Valerianae radix) especifica los constituyentes químicos de la droga y posteriormente recoge las propiedades clínicas, citando tensión, intranquilidad e irritabilidad, la raíz de valeriana tiene propiedades sedantes y está indicada, por tanto, en casos de nerviosismo, ansiedad y en trastornos del sueño, mejorando el tiempo de latencia del sueño y la calidad del mismo.
Se recomienda para los casos de trastornos del sueño, dado que la eficacia en el uso tradicional de la valeriana tiende a incrementarse a las dos o tres semanas de su ingesta, que el tratamiento sea prolongado para poder maximizar sus beneficios, así actuará no solo en la fase inicial de inducción al sueño, sino que también a que este sea de mejor calidad en la llamada fase de ondas lentas para poder conseguir un sueño profundo y reparador.
Composición activa por cápsula:
200 mg de extracto de valeriana (0,8% ácido valerénico).
50 mg de valeriana en polvo.
Otros ingredientes:
Maltodextrina, Antiaglomerantes (Estearato de magnesio). Composición de la cáspula (vegetal): Agente de recubrimiento (Hipromelasa) y colorante natural (Complejos cúpricos de Clorofila).
Modo de empleo:
Tomar 1 cápsula al día.
Presentación:
Envase de 30 cápsulas.
  Consultar

Descripción

La valeriana es una planta perteneciente a la familia de las Valerianaceae, originaria del norte de Europa y Asia, se cultiva en diversos países europeos. El extracto de valeriana se obtiene de la raíz, que es la parte de la planta donde se encuentra la mayor concentración de activos. Es una especie herbácea, perenne, con hojas agrupadas en roseta en la base y opuestas en el tallo. Conocida con el nombre vulgar de hierbas de los datos, cuando la raíz está fresca no tiene olor, pero cuando se deseca desarrolla un olor fuerte y característico, desagradable, debido a la hidrólisis de algunos de los componentes de su aceite esencial que liberan ácido isovalérico, de ahí la denominación popular.
La valeriana se conoce y tuliza desde la antigüedad, tradicionalmente se ha empleado en casos de ansiedad, excitabilidad, insombio y como antiespasmódico, pero igualmente se ha utilizado para combatir el dolor de cabeza, en cólicos intestinales, dolores reumáticos y la medicina tradicional china incluye además su utilidad en resfriados, contusiones y problemas de la menstruación.
La composición química de la raíz de valeriana incluye principalmente sesquiterpenos e iridoides, todos ellos compuestos de naturaleza terpénica, siendo el ácido valerénico y derivados los principios acticos más destacables en la acción terapéutica.
Respecto al mecanismo de acción, gracias a los ácidos valerénicos se aumenta de forma natural la producción de GABA (ácido gamma-aminobutírico), un aminoácido no proteico que fabrica de forma natural nuestro cerebro y que constituye el principal neurotransmisor inhibidor del sistema nervioso central. Al relajarse nuestro sistema nervioso, nos aqyuda a regular tanto el trastorno del sueño como la ansiedad y el estrés. Además, esa relajación puede producir un alivio del dolor, lo que también la hace recomendable en casos de dolor menstrual, dolor de cabeza y dolor muscular y articular.
De los ensayos in vitro publicados sobre el mecanismo de acción de la valeriana se puede determinar que la actividad ansiolítica, sedante e hipnótica de la valeriana y de sus principios activos de la valeriana actúan sobre el receptor GABA-A potenciando la actividad GABAérgica, a nivel presináptico en el sistema neuronal GABAérgico inhibe la recaptación y el metabolismo del GABA.
La European Scientific Cooperative on Phytotherapy (ESCOP) en la monografía sobre la raíz de valeriana (Valerianae radix) especifica los constituyentes químicos de la droga y posteriormente recoge las propiedades clínicas, citando tensión, intranquilidad e irritabilidad, la raíz de valeriana tiene propiedades sedantes y está indicada, por tanto, en casos de nerviosismo, ansiedad y en trastornos del sueño, mejorando el tiempo de latencia del sueño y la calidad del mismo.
Se recomienda para los casos de trastornos del sueño, dado que la eficacia en el uso tradicional de la valeriana tiende a incrementarse a las dos o tres semanas de su ingesta, que el tratamiento sea prolongado para poder maximizar sus beneficios, así actuará no solo en la fase inicial de inducción al sueño, sino que también a que este sea de mejor calidad en la llamada fase de ondas lentas para poder conseguir un sueño profundo y reparador.
Composición activa por cápsula:
200 mg de extracto de valeriana (0,8% ácido valerénico).
50 mg de valeriana en polvo.
Otros ingredientes:
Maltodextrina, Antiaglomerantes (Estearato de magnesio). Composición de la cáspula (vegetal): Agente de recubrimiento (Hipromelasa) y colorante natural (Complejos cúpricos de Clorofila).
Modo de empleo:
Tomar 1 cápsula al día.
Presentación:
Envase de 30 cápsulas.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “VALERIANA”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.

¡No hay más ofertas para este producto!

Consultas generales

Aún no hay consultas.